Román Rodríguez continúa al frente del Consistorio local junto a PP y C’s como compañeros de viaje. Los trece concejales del equipo de gobierno garantizan la gobernabilidad para los próximos cuatro años.

Tras 28 años en el gobierno, Independientes por Laguna volverá a gobernar en la localidad. Román Rodríguez afronta su segundo mandato al frente del Consistorio tras conseguir en los pasados comicios del 26 de mayo ser la fuerza política con mayor respaldo de la localidad. “Continúo en el cargo con mucha ilusión y ganas de seguir trabajando por Laguna de Duero, con la esperanza de poder ejecutar las propuestas que llevamos en nuestro programa. Una cosa tengo clara, y es que no vamos a prometer cosas que no podamos hacer”.

Nuevo pacto

En esta legislatura, como principal novedad, Rodríguez cambia de compañero de viaje. Tras cuatro años junto al PSOE gestionando la localidad, ha alcanzado un nuevo acuerdo con el Partido Popular de Luis Minguela – con quien cogobernaron en 2011 a 2015- y Ciudadanos, con Tomás Álvarez al frente. “Mi intención una vez supimos los resultados tras el 26 de mayo y sumar siete concejales, dos más que en los anteriores comicios, fue la de mantener el pacto con el PSOE. Les trasladamos nuestra oferta de gobierno, pero al parecer esta no cuadró con sus expectativas, ya que en sus pretensiones, parecía que habían ganado ellos las elecciones”, apunta Román. El nuevo edil aclara cómo en esas negociaciones previas “si bien si gobernábamos con el PSOE o con el PP, ya teníamos mayoría absoluta, pero nuestra intención ha sido siempre incluir a Ciudadanos en el gobierno, ya que estará en la Junta de Castilla y León”.

Programa de gobierno

Sobre sus propuestas en inversiones, recuerda cómo “durante estos cuatro años hemos ejecutado importantes actuaciones, como el asfaltado de calles, el cambio de luminarias, o el arreglo del Camino Alto de Tudela, entre otras, que han ido acorde a los con los ingresos que teníamos. No voy a prometer nada que no podamos hacer, pero en nuestro acuerdo programático nos planteamos, como prioridad, reclamar a la Junta y a Fomento ayudas para la construcción de una nueva rotonda de salida al municipio y acceso al camino del Portillejo”. El primer edil también pone en el punto de mira para esta legislatura la venta de parcelas del Polígono de los Alamares; la construcción de un centro de ocio juvenil en la antigua biblioteca; un nuevo bar en las piscinas; sustitución de las tuberías de fibrocemento; instalación de paneles acústicos; mejora de la potabilizadora y la mejora de la accesibilidad en el municipio.

“Aquellas que podamos hacer con ayudas de otras administraciones nos permitirá realizarlas con mayor facilidad. Los firmantes del pacto nos hemos comprometido a ver también las posibilidades de financiación para poder realizar esas actuaciones prioritarias para la localidad”, consideran los Independientes.

El nuevo alcalde continuará esta legislatura con el postulado de no cobrar sueldo, y solo por asistencia a pleno y comisiones, situación parecida a la del nuevo primer teniente de alcalde, Luis Minguela. Como novedad, en este nuevo pacto de gobierno, Rodríguez recuerda que “para reducir el coste de personal, se han reducido a tres las áreas del Ayuntamiento (1-Régimen Interior; 2- Urbanismo; 3 – Bienestar Social, Ocio y Tiempo Libre – una menos que en la anterior legislatura – a lo que se suma que no existirá ninguna dedicación exclusiva para ningún concejal”.

Rodríguez apostilla cómo el acuerdo programático entre las tres formaciones “ha resultado sencillo, pues buena parte de nuestros programas electorales proponían cosas parecidas. Muchas de estas propuestas están recogidas en el Plan Estratégico aprobado en esta legislatura, y que aborda las principales necesidades para el municipio”.