Fecha: 5 julio, 2021

El Ayuntamiento aclara que la entrada será libre hasta completar el aforo permitido de 1.100 personas y apunta como “es el Procurador del Común quien exige la no discriminación de precio o de entrada a las instalaciones” para los no empadronados

El Ayuntamiento de Laguna de Duero, a través de un comunicado, ha dado a conocer diversos cambios en la piscina municipal de verano. A partir de mañana 6 de julio se suprimirá la reserva de acceso, manteniéndose eso si la entrada libre hasta completar el aforo permitido de 1.100 personas.

En relación a los bonos y los precios para la piscina en este 2021, apuntan desde el consistorio como la “aprobación inicial se hizo en se hizo en pleno extraordinario celebrado el día 14 de mayo de 2021 y el acuerdo fue comunicado a la Delegación Territorial de la JCyL y a la Delegación de Gobierno el 18 de mayo. El periodo de exposición pública para los precios públicos es de 30 días hábiles por lo que la ordenanza debía estar expuesta al público hasta el 28 de junio incluido”. El día 29 de junio la Secretaria General del Ayuntamiento certifica que no se ha presentado ninguna alegación y ese mismo día se notifica la aprobación definitiva tanto a la Delegación Territorial de la JCyL y a la Delegación de Gobierno, aunque el anuncio de la aprobación definitiva se hizo en el BOPVA Nº 2021/126 de 02/07/2021 y en el tablón edictal del Ayuntamiento de Laguna de Duero. Por tanto, la aplicación efectiva de esta modificación seria 15 días hábiles a partir de la recepción de las administraciones concernidas desde el día siguiente a la recepción de la comunicación del acuerdo.

También se indica que “los precios públicos para este ejercicio 2021 se aprobaron en octubre del año pasado y el 02 de enero del presente entraron en vigor. Se preveía que la situación sanitaria sería mejor y se pretendía la activación de los carnés, como venía siendo habitual antes de la pandemia, así como la venta de bonos y entradas individuales. Las circunstancias de la situación sanitaria obligan a tener una limitación de aforo, según marca Sanidad, y esto ha obligado al Ayuntamiento a buscar una forma de realizar la entrada a las piscinas municipales, pues se vienen activando a la orden de más de 2.000 carnés en la temporada veraniega”. Por esta limitación, reconocen que “se ha tenido que aprobar otro precio público para las piscinas según nos marca la ley y como ya se ha explicado al principio de este escrito, ajustándonos a los tiempos y formas que exige la normativa vigente. Debido a todas estas circunstancias se debe el retraso de las ventas de los bonos y, por consiguiente, para evitar retrasar más la apertura de las piscinas, se ha creído conveniente dejar el acceso a las mismas de manera gratuita hasta el cumplimiento de los plazos de la exposición pública”.

No empadronados

Una de las quejas principales de los usuarios a lo largo de estos días ha sido la entrada de los no empadronados en las mismas condiciones que los vecinos y vecinas de la localidad. El Ayuntamiento ha querido salir al paso de las mismas aclarando que “no se puede hacer esta distinción tal y como señala el Procurador del Común quien exige la no discriminación de precio o de entrada”.

App GECOR

Por último, recogen en un comunicado que “lo que no se preveía es que el uso de la aplicación fuera a ser objeto de la típica picaresca, con gente reservando y luego no acudiendo a las instalaciones. A partir del martes, 6 de julio se podrá consultar el aforo de la misma a través de la APP GECOR, en la que se han estado realizando las reservas hasta este momento.