Fecha

El estudio forense confirma las circunstancias de “muerte violenta” del lagunero de 18 años, mientras que la Guardia Civil continúa tras la búsqueda del presunto autor o autores del crimen

El joven de 18 años fallecido este jueves murió a consecuencia de varios golpes y heridas de arma blanca. Así lo ha confirmado la autopsia realizada este viernes, tal y como informa la Subdelegación del Gobierno. El estudio forense apunta que el joven presentaba dos heridas por arma blanca en el cuerpo y distintos hematomas, algunos de ellos sangrantes, en cabeza, nariz y uno de sus ojos. Se incide, además, en que “uno de los golpes fue muy fuerte y en la cabeza”, confirmando definitivamente la “muerte violenta” de la víctima, que, tal y como se informó ayer, responde a las iniciales de D.H.S.

Interrogatorios y pesquisas para resolver el caso

Precisamente durante la tarde de este jueves la Policía Judicial de la Guardia Civil de Valladolid, que investiga el homicidio del joven vecino, llevó a cabo diversos interrogatorios a varios amigos y conocidos de la víctima. Además de la revisión escrupulosa que se llevó a cabo, en busca de pruebas, en el entorno del lago, el instituto armado sigue tratando de arrojar luz sobre el suceso y así identificar al presunto autor o autores del crimen.