Fecha: 9 junio, 2015

La formación encabezada por Jesús Salamanca decidió este martes en asamblea que no entrarán a formar parte de ningún acuerdo de gobierno y que el día de la investidura se votarán a sí mismos.

Con la investidura el próximo sábado en el horizonte, las posibles coaliciones entre partidos comienzan a esclarecerse. Este martes en la Casa de las Artes tuvo lugar una asamblea abierta a la ciudadanía, donde IU-Laguna en Marcha-Toma la palabra explicó a sus votantes las reuniones mantenidas a los largo de estos días. Jesús Salamanca, líder de la formación, esclareció los pormenores de esos acercamientos, haciendo especial hincapié en la reunión del pasado sábado donde IU, PSOE , Independientes por Laguna y Laguna sí Se Puede acordaron no apoyar ninguno la investidura de Luis Minguela, del Partido Popular.

Ante esta posibilidad de que Román Rodríguez, de Independientes por Laguna, o Juan José Biosca, del Partido Socialista, tomaran el bastón de mando en un acuerdo entre ambos partidos, entraba a posteriori en juego la entrada en el gobierno de las otras dos formaciones presentes en esa reunión.

Finalmente y tras decidirlo por mayoría absoluta, Izquierda Unida concluyó que no entrará a apoyar esa coalición y que el día de la investidura sus votos irán para su propio partido. La sensación entre sus simpatizantes parecía unánime, y es la de “ir a la oposición porque así lo han decidido los ciudadanos al no ser posible un pacto completamente de fuerzas progresistas”.  Desde el partido abogaban por “continuar de manera libre haciendo nuestra política y llevando a pleno aquellos acuerdos o sugerencias que estimemos oportunas a quien gobierne como hemos estado haciendo durante estos cuatro años.”