La Concejalía de Servicios Sociales ha puesto en funcionamiento este programa que busca dar apoyo escolar a alumnos que tienen problemas con los estudios y  cuyas familias se encuentran en situación de riesgo o dificultad.

El consistorio, a través de la Concejalía de servicios Sociales ha puesto en marcha un programa denominado “Aula de Tarde” y dedicado para jóvenes residentes en el municipio con edades comprendidas entre los 12 a los 16 años y que estén en situación de riesgo y/o dificultad social, con limitaciones para acceder a otros recursos normalizados, o bien pertenezcan a familias usuarias de los Servicios Sociales del municipio.

A la inauguración han acudido el alcalde Luis Minguela y la Concejala de Servicios Sociales para intercambiar opiniones. El primer edil ha destacado lo positivo de este servicio, pues “ofrece apoyo escolar a alumnos que tienen problemas con los estudios y/o socioeducativos debido a situación social que afecta a las familias. Es muy importante que los monitores y especialistas les ayuden de la forma que hemos podido comprobar en la visita que hemos realizado”.

Por otra parte la concejala de Servicios Sociales, Yolanda Alonso de la Calle, ha indicado que “la valoración inicial del programa es muy satisfactoria, tanto por parte de los monitores y personal responsable, como por parte de las familias y los propios adolescentes, lo que se ha traducido en un aumento del nivel de participación de los jóvenes en este del tiempo.”

El aula El aula se encuentra ubicada en los locales municipales de Juventud de la Calle Prado, en horario de 17:00 a 20:00 horas de lunes a viernes, salvo festivos. Este programa incluye un espacio de tipo educativo y lúdico, entre cuyos objetivos se encuentran: El apoyo escolar y la mejora del rendimiento académico de los menores; Favorecer un tiempo de ocio saludable; Educar en la convivencia, la tolerancia y el respeto; Propiciar el desarrollo de adecuadas habilidades sociales y personales; Apoyar a las familias de los participantes, en el ámbito de la conciliación de la vida familiar y laboral.

Este programa arrancó el pasado día 2 de octubre con una jornada de puertas abiertas, buscando con ello atraer a estos jóvenes inscritos y sus familias pudieran acercarse a conocer el espacio. En estas dos semanas de trabajo las actividades han ido focalizadas en dos puntos. Uno ha sido el apoyo en la tarea escolar, dedicando gran parte de la tarde a ello, y el trabajo socioeducativo a través de diferentes dinámicas.