Fecha

Lamentan en un comunicado que “no se trataran asuntos relativos a infraestructuras”, a lo que el equipo de gobierno ha salido al paso tachando esta postura de los socialistas de “desleal”, pues argumentan que “se abordaron temas relevantes como la ampliación del centro de salud y la vuelta de los alumnos a las aulas”.

El Grupo Municipal Socialista de Laguna de Duero pidió explicaciones, en el pleno celebrado este martes, sobre las demandas que se hicieron en una reciente reunión entre el equipo de gobierno y el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea. El grupo municipal cuestionó si, en dicha reunión, “hubo algún tipo de compromiso por parte del gobierno autonómico con nuestro municipio”.

Explican, desde la Agrupación Socialista, “la pasividad y falta de valentía del alcalde del municipio en la defensa de los intereses de nuestro Ayuntamiento ante la Junta de Castilla y León”. Los socialistas lamentan que no se trataran, entre otros asuntos, “las ayudas para infraestructuras solicitadas desde hace años por el Grupo Parlamentario Socialista en las Cortes de Castilla y León y rechazadas año tras año, o la construcción de una biblioteca y nuevo polideportivo”. Analizado lo sabido, el PSOE de Laguna de Duero califica como “paripé” el encuentro mantenido y “una excusa para hacerse la foto”.

Por su parte el equipo de gobierno ha salido al paso de tales acusaciones, aclarando que esta reunión “estaba prevista mucho antes de la fecha realizada dada la situación por el Covid-19″. “Abordamos, entre otros temas: la ampliación del centro de salud, la necesidad de infraestructuras del municipio o la vuelta de los alumnos a las aulas en Laguna de Duero, este último de vital relevancia dada las fechas en la que nos encontramos”, apuntan. El gobierno municipal ha aclarado que “los socialistas lo único que buscan es el enfrentamiento personal con el alcalde, con una total deslealtad hacia este equipo de gobierno”. “La oposición que está realizando el PSOE de Laguna de Duero en esta legislatura solo busca la descalificación y la confrontación, muy lejos de la postura  que alguno de los partidos que actualmente forman el equipo de gobierno tuvieron con ellos en el pasado en la oposición”, concluyen.