Fecha: 13 diciembre, 2021

Tras las pruebas realizadas por la Policía Local, el causante del accidente superó los 0,85 mg/l, y será juzgado con penas de entre tres y seis meses de prisión o multa de seis a doce meses al considerarse un delito además de la retirada del carnet de conducir.

El aparatoso accidente ocasionado en la tarde del domingo 12 de diciembre parece ya tener una causa: el alcohol al volante. Tal y como se ha podido confirmar tras las pruebas pertinentes en la noche de ayer, el implicado en el suceso arrojó una tasa de más de  0,85 mg/l, muy por encima de lo permitido. Todo ello llevará al implicado a enfrentarse a penas de entre tres y seis meses de prisión o multa de seis a 12 meses al considerarse un delito. A esto se suma una multa económica o de trabajos en beneficio para la comunidad, y a la pérdida del permiso de conducir durante un período de uno a cuatro años.

El accidente se producía a alrededor de las 20:00 horas, a la altura del número 14 de la Avenida de Madrid. Uno de los dos vehículos, de marca BMW, invadía el carril contrario al acceder a la citada avenida desde la Calle Domingo Criado, produciendo un choque frontolateral contra otro turismo de la misma marca que circulaba en dirección sur. En el día de ayer ya varias personas manifestaron que «el conductor estaba realizando, de antemano, una conducción peligrosa en varios cruces de la zona».