Un varón de 33 años ha sido detenido por la Guardia Civil, que ha intervenido 105 plantas de cannabis, 970 gramos de cogollos y 10 gramos de hachís en la vivienda, supuestamente alquilada por el arrestado

La Guardia Civil de Valladolid ha detenido en Laguna de Duero a un varón de 33 años, que responde a las iniciales A.L.G., como presunto autor de un delito contra la salud pública y de tráfico de drogas, por “cultivar y elaborar plantaciones de marihuana” en una casa de campo ubicada en las afueras del municipio. La detención se producía en el marco de la operación ‘GHELLY-19’, y se presume que el detenido “se dedicaba a la plantación, cultivo, elaboración y venta al por menor de la marihuana”.

En concreto, y tal y como ha comunicado el instituto armado, se ha desmantelado una plantación de marihuana gestionada a través del procedimiento ‘Indoor’, neutralizando de esta manera un punto de venta de sustancias estupefacientes, ubicado en Valladolid capital. Igualmente, se han incautado diversos útiles de pesaje, envoltorios y todo lo necesario para este tipo de cultivos, como aparatos climatizadores, focos con bombillas de gran consumo, humificadores y ventiladores.

El detenido utilizaba un garaje-merendero, anexo a la vivienda, el cual se dividía en dos zonas. Una la utilizaba para el cultivo y crecimiento de las plantas y la otra para el secado de la marihuana. Asimismo, tal y como informa la Guardia Civil, “poseía una potente instalación eléctrica capaz de sostener aparatos climatizadores y bombillas de gran consumo para favorecer así  el crecimiento de las plantas. Tenía aparatos de aire acondicionado, humificadores, ventiladores en el suelo, en techos y en paredes”.

La operación se inició a principios de año, cuando los agentes tuvieron conocimiento de la existencia de una posible casa campo en el municipio de Laguna de Duero donde se cultivaban y elaboraban plantas de cannabis. Continuando con las investigaciones, los agentes localizaron una parcela agrícola, ubicada en una zona apartada, del núcleo urbano de Laguna de Duero, que supuestamente había sido alquilada por una pareja de jóvenes.

La Guardia Civil realizó numerosas vigilancias permanentes de la zona, determinando la identidad del morador de la vivienda, el cual podía estar distribuyendo la droga en la capital. Por tal motivo, el pasado miércoles 22 de mayo, se procedió a la fase de explotación de la operación procediendo a la detención del mismo, con la incautación de los útiles utilizados para la elaboración y cultivo de la marihuana y de 61 plantas  de cannabis, 970 gramos de cogollos de marihuana, 44 plantas en fase de secado y 10 gramos de hachís.

La Guardia Civil del Puesto Principal de Laguna de Duero ha instruido las correspondientes diligencias, que junto al detenido fueron  entregadas al Juzgado de Instrucción de Guardia de Valladolid. El detenido ha quedado en libertad con cargos.