Fecha: 26 marzo, 2015

Biosca acusa al gobierno local de ser corresponsable del déficit recientemente superado, mientras que desde UP y D se afirma que «el superávit no es real». El alcalde responde que «parte de la oposición está dolida ante la evidencia de los datos»

Después de que el Ayuntamiento anunciara este martes que las cuentas municipales han pasado de -7,5 millones a 401.000 euros, la polémica no se ha hecho esperar y el asunto ha acaparado la atención en el pleno ordinario de este jueves. El portavoz socialista, Juan José Tomás-Biosca, aludía a los datos acusando al alcalde de «utilización electoralista de las cifras» y apuntaba a la «corresponsabilidad del gobierno con respecto al déficit» recientemente superado. «El superávit es consecuencia de la inacción en el mantenimiento del municipio y de la presión fiscal», afirmó Biosca. Por otra parte, la portavoz de UP y D, Rocío Garrido, afirmaba que «el superávit no es real» señalando «el retraso del pago a proveedores y el uso de fondos de otras instituciones» para llegar a este resultado.

El respuesta, el alcalde, Luis Minguela, invitaba a la concejala de la formación magenta a que «acompañase a la interventora a revisar las cuentas». «Están ustedes dolidos ante la evidencia de los datos», señaló el primer edil, quien insistió en que «los pagos a proveedores están prácticamente al día, cada año baja la presión fiscal y tasas como las de basura y alcantarillado se remontan al 2010». «Hemos logrado la incautación de avales y se han utilizado fondos condicionados a la inversión para el arreglo de calles», añadió Minguela, quien acusó a la oposición de hacer demagogia con los datos.

Por otro lado, los socialistas presentaron una moción instando a convocar un Pleno Extraordinario para la aprobación de los presupuestos municipales de 2015, haciendo hincapié en que «se incumple la norma que dicta que estos deben ser aprobados en diciembre del año previo». La aprobación de esta convocatoria extraordinaria salió adelante con la única abstención de Independientes por Laguna.

El PSOE denuncia supuestas irregularidades en la contratación de un abogado municipal

Durante la sesión estaba previsto el reconocimiento extrajudicial de crédito de algunos servicios, entre los que la oposición destacaba una contratación de 5.142 euros con el abogado Ferrández Otaño como representante legal del Consistorio. La oposición apuntaba a un supuesto fraccionamiento del objeto de contrato por las seis facturas emitidas, e incluso el PSOE acusaba de «amiguismo» por la contratación de un trabajador vinculado al partido del gobierno. Biosca afirmó que su partido denunciará al Consejo de Cuentas de Castilla y León las supuestas irregularidades y aunque el equipo de gobierno niega cualquier tipo de anomalía en los contratos toda la representación municipal acordaba dejar pendiente este pago hasta que un tribunal externo emita un informe que aclare la situación.